Las aceitunas pueden ayudar a retardar el envejecimiento

La investigación resalta que uno de los componentes de las aceitunas es el hidroxitirosol, un poderoso antioxidante.

En un estudio realizado en conjunto con tres universidades europeas y publicado en la revista Journal of Agriculture and Food Chemistry, se dio a conocer que la ingestión de ácidos grasos monoinsaturados, propios del aceite de oliva, pueden proteger del deterioro cognitivo, relacionado con el envejecimiento.

Aceite y envejecimiento

El consumo de aceitunas es benéfico para prevenir enfermedades cardiovasculares, retardar los efectos del envejecimiento y además ayudar a evitar el Alzheimer.

La investigación resalta que uno de los componentes de las aceitunas es el hidroxitirosol, un poderoso antioxidante que protege a las células cerebrales del proceso degenerativo que causa esa enfermedad.

La aceituna es el fruto del olivo, árbol que se cultiva principalmente en todos los países de la cuenca del Mediterráneo como España, Italia, Grecia, Turquía, Túnez y Marruecos.

Es una drupa carnosa generalmente de color verde, aunque se puede encontrar de color morado o negro en función del grado de madurez.

Independientemente del estudio, otros expertos recomiendan ingerir una dosis diaria de 25 gramos de este fruto, el equivalente a unas siete aceitunas.

Contiene aminoácidos y se destaca por su contenido en minerales, en especial calcio, hierro y magnesio.

Poseen antioxidantes, son fuente de ácido oléico y aportan vitaminas esenciales.

La recomendación para las personas que padecen sobrepeso es reducir la cantidad recomendada; por el contrario, quienes tengan requerimientos energéticos, como los deportistas, pueden incrementarla.

Sus variedades permiten su adaptación a los gustos y necesidades de todos.

Últimas Noticias:

noticias aceite de oliva